Caja de fruta tropical 6 variedades

Caja de 4kg. de Fruta Tropical. 6 variedades. 8,74€/kg.

Caja de Fruta Tropical de 4kg. recogida y seleccionada exclusivamente para ti.


6 aguacates 
2 granadas
1 papaya
1 chirimoya
2 carambolas
15 longans


Más abajo explicamos como saber cuando están en su momento perfecto para consumirlas. Caja de 4kg. IVA y Gastos de Envío incluidos. 8,74€/kg.


Importante: La fruta se recogerá todos lunes y martes para que se entregue los martes y miércoles respectivamente.

34,95 €
Producto fuera de temporada

Compromiso Serra

Paga después de probarlas.

  • Fuente de salud Fuente de salud
  • Natural 100% Natural 100%
  • Envío gratis en 24h Envío gratis en 24h
  • Pago seguro Pago seguro

¿Alguna duda?

Llámanos, es gratis.

900 901 106

Descripción

¿De dónde procede la fruta que vas a recibir?

La fruta que vas a recibir procede de las fincas “La Axarquía” y “La Tropicana”. Ambas fincas están ubicadas en la comarca de la Axarquía en la Costa del Sol malagueña (Andalucía, España). El característico clima subtropical y la proximidad al mar Mediterráneo  hacen de esta tierra el sitio perfecto dentro de  Europa para el cultivo de la mejor fruta tropical.

La familia Marín, propietarios de estas fincas, comenzó a cultivar en los años 80  plantaciones de árboles de aguacate y árboles de mango y desde entonces han ido seleccionando exclusivamente las variedades más selectas de fruta tropical y/o exótica que son propicias para su cultivo en este privilegiado enclave del Mediterráneo.

Muchos clientes nos preguntan si tenemos otros tipos de productos naturales y siempre nos hemos planteado poder vender otras frutas, pero nosotros sabemos de cítricos y nos ha dado miedo intentar ofrecer otros productos. Vuestra insistencia ha sido tan grande que finalmente hemos optado por crear una nueva plataforma de comercio electrónico a través de la que ofreceremos productos de muy alta calidad que podréis comprar directamente al productor. La nueva plataforma se llamará DolceGula.com by Familia Serra, pero hasta que esté activa pondremos a la venta esos productos a través de LaMejorNaranja.com

El objetivo de esta nueva plataforma es servir de enlace entre productores que, como nosotros, quieren vender sus productos directamente al consumidor final, y los clientes que estén interesados en comprar otros tipos de productos directamente al productor. Queremos aprovechar nuestra experiencia en el comercio electrónico para poder ayudar a algunos productores a vender sus productos directamente al consumidor final.

La fruta se enviará directamente desde las fincas "La Axarquía" y "La Tropicana", pero el servicio será igual como en LaMejorNaranja. Familia Serra estará detrás de todo el proceso para ofrecer el mismo servicio y la misma confianza

COMO SE CONSERVAN Y COMO SE COMEN ESTAS FRUTAS:

La mayoría de estas frutas se envían verdes para aguanten mejor durante el envío. Se trata de frutas que siguen madurando una vez recogidas, por lo que será en tu casa donde llegarán a su estado óptimo de maduración. 

Aguacate:

La mayor parte de esta fruta debe ser consumida entre 7 y 10 días después de ser recolectada del árbol por lo que, cuando recibas el pedido, la fruta deberá permanecer aún varios días madurando en tu domicilio para que puedas consumirla en su mejor momento.

Se puede considerar un aguacate maduro y apto para el consumo si al sacudirlo se nota que el hueso del interior se mueve o cede levemente al presionar con nuestros dedos. Si lo que desea es que madure antes, envuelva el aguacate en papel de periódico acompañado de fruta ( como una manzana o plátano ) y su maduración se reducirá a 2 – 3 días. Otra forma de maduración es la de dejar el aguacate a temperatura ambiente, lejos de la luz directa y con una temperatura que oscile entre 18º y 24º, su maduración estará en 1 semana aproximadamente.

Si por el contrario lo que queremos es prevenir la madurez, se recomienda introducir el aguacate verde en la nevera y refrigerar a una temperatura entre  4º – 6º. También se puede reducir el tiempo de proceso de madurez envolviendo el aguacate en papel film o en un contenedor hermético para evitar así, que el aire alcance la fruta.


Papaya:

La papaya inicialmente tiene un color verde y con el tiempo de maduración va obteniendo su color característico amarillento con pequeñas manchas marrones. Tiene una piel suave y fina que la convierte en una fruta frágil y perecedera, siendo por ello conveniente meterla en el frigorífico en su momento de óptima maduración para poder conservarla durante una semana más. Si, por el contrario, tiene  color verde, es porque aún no se encuentra madura, para lo que debemos dejarla a temperatura ambiente hasta su madurez. 

Lo ideal para consumir la papaya es fría porque es cuando tiene su mejor sabor. Cuando se vaya a servir, hay que cortarla por la mitad con un cuchillo, sacar las semillas negras de su interior con cuchara y desecharlas. Después se debe enjuagar con agua para eliminar cualquier sabor de las semillas y, finalmente, se puede coger con una cuchara la pulpa y así disfrutar de esta exquisita fruta tropical. Además, para realzar su sabor natural se puede verter sobre la papaya zumo exprimido de limón o lima.


Granada:

La granada es una fruta carnosa que presenta una corteza gruesa de color naranja-dorado; el interior de una granada está dividido en varias cámaras por medio de una membrana blanquecina. Cada receptáculo alberga numerosas semillas, cada una de las cuales está cubierta de una pulpa abayada y de color rosa o rojo; una pulpa jugosa, refrescante y de sabor agridulce.

Es una fruta que se recolecta antes de que madure completamente para evitar que explote en el árbol. Al contar con una piel gruesa es posible almacenarla durantes meses y que resista al transporte.

Las granadas se pueden conservar a temperatura ambiente en caso de que se consuman inmediatamente; en caso contrario se pueden mantener en el frigorífico hasta 3 semanas (también se pueden congelar solo los granos extraídos de la fruta). En el momento de la adquisición de la fruta, habrá que elegir aquellas que ofrezcan un buen tamaño y elevado peso, un color vivo con matices marrones. Aquellas frutas arrugadas o con la piel blanca o decolorada y con grietas de crecimiento son la consecuencia de un retraso en la recolección.


Chirimoya:

La chirimoya es dulce, jugosa y sabrosa; reúne las mejores cualidades gustativas de la fresa, de la frambuesa y de la pera, con una nota de canela.

Tiene una pulpa muy cremosa, casi oleosa, un sabor característico que la distingue del resto de las anonas.

Su sabor recuerda al de las natillas, son muy apreciadas en la India e Indonesia.

Esta fruta en forma de corazón está cubierta por una piel verde clara, gruesa pero no dura y que tiene un dibujo que recuerda a las escamas de un reptil. La pulpa contiene numerosas semillas negras que se desprenden con facilidad.

Procede del Chirimoyo, un árbol pequeño que alcanza hasta 5 metros de altura con ramificaciones bajas. El fruto es una infrutescencia, es decir, está formado por varios frutos que se adhieren entre ellos.

Las Chirimoyas duras o verdes terminan de madurar en un par de días si se dejan a temperatura ambiente. Se pueden consumir aunque la piel se haya pasado del verde al negro y ceda a la más pequeña presión. No se debe conservar en frío, por otra parte es una fruta exótica frágil y delicada cuando alcanza su punto óptimo de maduración.

El mejor momento para poder disfrutar del sabor y las propiedades nutritivas de la chirimoya es en invierno, siendo esta su época de maduración. Con el fin de evitar que la fruta madure demasiado rápido, es recomendable comprar chirimoyas directamente del árbol o del agricultor aún verdes y esperar que maduren a temperatura ambiente en el hogar. Otro indicador de maduración es la aparición de un color cremoso entre las partes de la cáscara y una superficie más suave.

Se puede consumir fresca para aprovechar su dulzura y cremosidad. Para evitar la oxidación de la fruta y acentuar su sabor es aconsejable cubrir la pulpa con zumo de limón; una pulpa que además se puede usar para realizar cremas y bebidas.

¿Cómo se come una chirimoya? lo primero es retirar el pedúnculo o rabillo dando un tirón, en las frutas maduras sale con facilidad. Corte la fruta por la mitad con un cuchillo afilado, da iqual que se haga a lo ancho o a lo largo. Saque la cremosa pulpa con una cucharilla evitando las semillas negras y a disfrutar de esta deliciosa fruta exótica.


Carambola:

La carambola, también llamada fruta estrella, es una fruta originaria de Indonesia y Malasia que mide entre 7 y 12 centímetros y se presenta en distintas variedades. Las de mayor tamaño son de color dorado, más dulces y con una leve nota de acidez; las más pequeñas son muy agrias y de tonalidades verdes o amarillas. La pulpa es translúcida y muy jugosa y la textura varía de blanda a firme y crujiente.

Si la carambola tiene un color amarillento y los cantos oscuros, es indicativo de que la fruta ha alcanzado su madurez. Los cantos sobresalientes se oscurecen a los pocos días de tenerlos en casa, lo que supone una merma en su aspecto externo pero no en el sabor. Esto tiene fácil remedio ya que únicamente hay que cortarlos con un buen cuchillo.

Lo ideal es su conservación en un lugar fresco alejado del contacto directo con la luz solar. Si a la hora de comprar el fruto presenta un aspecto verde es recomendable dejarlo a temperatura ambiente (20°C). Cuando la fruta haya alcanzado su madurez se recomienda guardarla en la nevera a una temperatura de 5°C mínimo, siendo estas las condiciones óptimas para su conservación hasta las tres semanas.

Su preparación es rápida y sencilla. Únicamente hay que lavar bien las piezas de fruta y cortarla posteriormente en rodajas, sin ser preciso pelarla. Su sabor es ligeramente ácido, lo que le proporciona una característica refrescante muy apreciada.

 

Longan:

Los longan crecen en racimos con una forma oval. La piel es lisa, delgada y de color naranja bronceado, poniéndose marrón en sólo un día cuando se cosecha el fruto. Además, está cubierta de protuberancias finas, menos pronunciadas que las del Litchi.

La pulpa, igual de aromática que el Litchi, es de un blanco translúcido, es jugosa y dulce, un sabor ligeramente ácido y agradable, con un toque de avellana. Esta pulpa rodea una semilla redonda, de color negro, brillante y con una mancha blanca que le da el aspecto de un ojo. El tamaño de la semilla varía en función de la variedad de la fruta.

El longan se usa a menudo en la cocina y en la medicina tradicional China. Principalmente, es un fruto que se consume fresco, se puede usar en ensaladas, dulces o saladas, y también se puede usar para combinar platos de arroz y de verduras. Por otra parte, es relativamente fácil de enlatar y forma parte de la composición de zumos, frutas y licores.

Los frutos maduros se pueden conservar en el frigorífico para su consumición en unos pocos días. Para una mejor conservación, se puede guardar la fruta en el frigorífico en una bolsa perforada. La corteza, al ser más delgada, es fácil de pelar y la semilla no es comestible.

 

Importante: Con este producto no pueden aplicarse códigos descuento


Opiniones